Paula Maddox

Manuel Pérez es un vecino de Madrid que lleva años trabajando como taxista. Como Manuel, son cientos los trabajadores del gremio que, en estas difíciles circunstancias que se están viviendo, tratan de aportar su granito de arena a la causa.

«Manuel ofrece servicios diarios de forma gratuita a sanitarios y farmacéuticos que acuden a tratar a afectados por el COVID-19», así lo anuncian orgullosos desde el ayuntamiento de su municipio madrileño, Arganda del Rey.

Y es que, con motivo de la crisis sanitaria provocada por el coronavirus, el sector del taxi ha reaccionado de forma solidaria con la sociedad madrileña, ofreciendo sus servicios de forma gratuita en distintos ámbitos.

Gracias a la iniciativa Taxi solidario, durante el primer mes del estado de alarma, «el Taxi de Madrid ha efectuado más de 75 000 traslados gratuitos a sanitarios para visitas domiciliarias a pacientes de cerca de 300 centros de salud de la Comunidad de Madrid», anunciaban desde la Federación Profesional del Taxi de la capital.

Así mismo, la emisora Pide Taxi ha habilitado la aplicación para que todos los taxistas madrileños que estén interesados puedan sumarse a esta iniciativa.

Por su parte, desde el inicio de la pandemia la Asociación Gremial de Auto-taxi de Madrid también habilitó un teléfono y un correo electrónico para «todo aquel taxista que esté interesado en colaborar».

Condiciones de la prestación

Desde el Ayuntamiento de Madrid han querido felicitar al sector del taxi por esta gran medida solidaria a la vez que han aclarado las condiciones de la prestación del servicio.

  • La prestación gratuita está exenta de las limitaciones que establece la Ordenanza del Taxi y demás disposiciones que afectan al servicio comercial del taxi, puesto que es un desplazamiento que no se hace a cambio de precio. Por tanto, no se considera un servicio profesional, al no haber propiamente un contrato de transportes.
  • La utilización de los vehículos autotaxi para este servicio gratuito está amparado por la declaración del estado de alarma, pues la atención gratuita para atender una emergencia sanitaria se considera un caso debidamente justificado.
  • No son de aplicación las disposiciones relativas al descanso semanal, ni de duración del servicio, ni las normativas que pudieran modificarlas.
  • Los vehículos dedicados a esta actividad deben de tener el taxímetro y el módulo luminoso apagado, de manera que no exista ninguna duda de que no se trata de un traslado a cambio de precio.
  • Las entidades y titulares de licencia que presten este servicio deberán remitir a requerimiento del Ayuntamiento de Madrid, la relación de licencias que prestan el servicio de forma gratuita a efectos de control.
  • Del mismo modo, se aconseja que porten en el vehículo algún tipo de identificación o de documento acreditativo de su participación servicio gratuito de taxi.
Identificación de Taxi Solidario
Los editores de Aquí Madrid valoran las informaciones y artículos recibidos en la redacción con criterios profesionales y tienen la obligación de cumplir con la política editorial del periódico sobre buenas prácticas profesionales.

Deja un comentario