La propuesta del profesor Rafaél Fontán lanzada a través de las redes por iniciativa del Proyecto Ciudadano del Menor planteaba, como en su momento publicó Aqui Madrid, una recogida de firmas para evitar que la falta de dinero para pagar las tasas impidiera a alumnos con un expediente destacado en bachillerato acceder a las pruebas de Evaluación de Acceso a la Universidad (EVAU/EBAU)).

Tras la repercusión en muchos medios de comunicación de la noticia se han alcanzado más de 17.000 firmas. Y siguen subiendo. En su momento se harán llegar a la Consejería de Educación y al Ministerio para que el problema se solucione en todos los lugares.

En Leganés ya hay solución

En los barrios y localidades obreras, los alrededor de doscientos euros que hay que pagar como tasas para conseguir primero el titulo de Bachiller y después el acceso a las pruebas de EVAU son inaccesibles para muchos alumnos y sus familias.  Esa cantidad supone en muchos casos más de una cuarta parte de los ingresos mensuales de la familia. 

Este año, cuando se acerca  el 20 de junio de 2020, y en un plazo que suele oscilar en torno a las 48 horas, las familias de los estudiantes se enfrentarán a este gasto en una época en que la epidemia de la COVID-19 ha supuesto la caída en el paro fulminante de muchas personas que, por el retraso en la tramitación, aun no han recibido ninguna ayuda. 

El problema no es de este año. En años anteriores, el Proyecto Ciudadano del Menor ya había detectado la necesidad de financiar las tasas de numerosos alumnos. Eran los institutos los que se dirigían a los miembros del Proyecto para solicitar las ayudas que impidieran a esos alumnos quedarse tirados sin poder acceder a la universidad, y todos los años se han venido financiando las tasas de varios alumnos.

También los profesores de instituto hacían colectas en sus centros para conseguir el dinero de las tasas para algunos de sus chavales. Tras el éxito de la iniciativa, Rafael Fontán, uno de los profesores de más prestigio en Leganés, tanto por su labor docente como por su vertiente de escritor, se puso en contacto con la concejalía de Educación del Municipio y ésta, a su vez, acudió a la Fundación del CD Leganés, que puso a disposición de la idea los fondos necesarios para pagar las tasas de todos los chavales que lo precisen a partir de ahora, ya que algunos ya han recibido la subvención del Proyecto del Menor. 

Fue también la Concejalia de Educación la que decidió que la mejor manera de canalizar ese dinero para que llegara a la totalidad de los alumnos necesitados era a través de la Federación de Asociaciones de Padres de Alumnos (FAPA), que será la que finalmente se encargará de localizar a todos los chavales que necesiten el dinero para acceder al examen y pagar sus tasas. 

Mientras, el Club Deportivo Leganés comienza mañana ante el Valladolid otra prueba igual de dura y difícil: el intento de salvar la categoría de Primera División. Vienen jornadas decisivas para mucha gente en Leganés. 

Periodista. He desarrollado la mayor parte de mi carrera profesional en TVE, en tareas informativas y de investigación periodística, en el ámbito estatal y en centros territoriales. Acumulo experiencia en información local desde 1980 y colaboro en lo posible con el movimiento asociativo y vecinal de Leganés.