La secretaria de Relaciones Laborales y Formación de UGT Madrid, Isabel Vilabella, sostiene que el descenso del paro de noviembre 202 en la Comunidad de Madrid «no es ni siquiera valorable», y lo que «sí es alarmante» es que el paro ha aumentado un veinticinco por ciento en un año y el descenso de contratos, en comparativa anual, ha descendido un 32 por ciento».

Para esta dirigente de la UGT en Madrid «no hay señales de vida, de recuperación» y se mantienen las siguientes constantes: 58 por ciento de paro femenino, el 80 por ciento del paro es del sector servicios, ocho de cada diez contratos son temporales y uno de cada tres, son contratos a tiempo parcial.

Añade que esta inercia lleva a la desesperanza a 429.796 personas que no encuentran empleo y más si cabe, a las 117.000 personas que no perciben prestaciones derivadas de su trabajo mientras buscan empleo, ya que la pandemia y la falta de acción de la Presidencia de la Comunidad de Madrid «nos lleva a tener un volumen de paro como en junio de 2016».

Y aporta el dato significante sobre el desempleo en aumentando cada mes, que de las personas que se inscriben en las oficinas de empleo por primera vez, ya son el siete por ciento quienes no tenían un empleo anterior.

Agrega que a nivel sectorial tampoco hay cambios, los sectores de industria y construcción sólo contratan el 12 por ciento de toda la contratación de la Comunidad de Madrid, el resto continúa siendo en el sector servicios, que actualmente es el más perjudicado por la pandemia.

Y aporta como otro dato preocupante que seis de cada diez personas en paro, tienen una formación por debajo de la Educación Secundaria.

Sobre los efectos de la COVID-19 señala que, si no se termina de controlar esta pandemia, no podremos llegar nunca a una verdadera recuperación económica y social: «Es imprescindible preservar la salud de las personas con todas las medidas necesarias para evitar un deterioro mucho mayor de la economía y del empleo».

Considera que a corto plazo es urgente que las políticas que predominen en el próximo año sean expansivas, mantengan y potencien el necesario «escudo social» que se inició debido al confinamiento, y también hay que potenciar las buenas condiciones laborales y el empleo de calidad para conseguir un mercado laboral más justo y equitativo.

Criterios de la UGT

Las políticas activas de empleo y los Servicios Públicos de Empleo deben tener un papel protagonista y tener una mayor inversión.

Para conseguir generar empleo en nuevos sectores, es fundamental invertir en formación profesional y en la mejora de las capacidades personales y profesionales de quienes están en paro y de quien, teniendo un empleo, trabajan en un sector que se va a transformar hacia una economía baja en carbono.

Por todo esto, desde UGT se reclama al Gobierno de la Comunidad que libere presupuestos para invertir en empleo y en un modelo económico basado en la economía verde y sostenible, la investigación y ciencia, empleo público que dote los servicios necesarios para atender a la población más vulnerable y un sector servicios de alto valor añadido.

Los editores de Aquí Madrid valoran las informaciones y artículos recibidos en la redacción con criterios profesionales y tienen la obligación de cumplir con la política editorial del periódico sobre buenas prácticas profesionales.

Deja un comentario