El equipo de Gobierno de Tres Cantos, apoyado por los concejales del grupo Popular, han rechazado en el Pleno municipal bonificar el IBI a vecinos en paro, ERTE y autónomos con cese de actividad solicitado por el grupo municipal de Podemos, que presentó una propuesta para que las personas con problemas de empleo se vieran beneficiadas con una bonificación del 50 por ciento de su vivienda habitual.

Esta bonificación, que ya ha sido puesta en marcha en otros ayuntamientos, tendría un máximo de 500 euros, se entregaría como ayuda para paliar la difícil situación que está provocando la pandemia y saldría del superávit municipal de los ejercicios pasados.

El portavoz de Podemos, Javier Sanmiguel, argumentó en el pleno que «el superávit que genera el ayuntamiento proviene de los impuestos de los tricantinos y debemos devolvérselo ahora que lo necesitan».

Los editores de Aquí Madrid valoran las informaciones y artículos recibidos en la redacción con criterios profesionales y tienen la obligación de cumplir con la política editorial del periódico sobre buenas prácticas profesionales.

Deja un comentario