«Simone la mujer del siglo», un biopic histórico para  no olvidar

«Bello, inspirador y necesario» (Le Journal du dimanche)

Con un título ligeramente modificado del original «Simone, la mujer del siglo» (Simone, le voyage du siècle) es un biopic realista y bastante novelesco sobre Simone Veil, una mujer imprescindible en la política francesa del siglo veinte, autora de la ley que el 17 de enero de 1975 despenalizó la interrupción voluntaria del embarazo. También se interesó por las condiciones de los detenidos en las cárceles francesas y, desde el Parlamento Europeo, por la construcción de la nueva Europa. 

El realizador Olivier Dahan, autor de otros dos docudramas similares –La Môme¡, un éxito de 2007 sobre Edith Piaf, y Grace de Monaco con Nicole Kidman, un fracaso de taquilla en 2014- no ha conseguido con este último la unanimidad en la crítica francesa, dividida entre la aceptación y el rechazo. En cambio, la interpretación de la actriz Elsa Zylberstein como Simone Veil en sus años de adulta (Rebecca Marder es la Simone joven), ha sido mayoritariamente aplaudida por esa misma crítica que también ha elogiado el «impresionante trabajo de los maquilladores», así como la elección del vestuario.

Desde su infancia en una familia judía de apellido Jacob (Veil es el de su marido) residente en Niza hasta su fallecimiento en 2017, la película recorre, sin respetar la cronología, la trayectoria excepcional en muchos aspectos de una mujer fuerte, valiente y determinada que casi adolescente vivió la Segunda Guerra Mundial, fue detenida por los ocupantes alemanes, sufrió la deportación, pasó por los campos nazis de la muerte y sobrevivió junto a su hermana (la madre falleció de tifus en el campo de Bergen Belse poco antes de la liberación), se hizo abogada y magistrada en un momento en que esos trabajos los ejercían únicamente hombres y finalmente saltó a la política para, como Ministra de Sanidad, defender en la Asamblea Nacional la despenalización del aborto y la necesidad de una sociedad «liberal, humanista, tolerante y abierta a las evoluciones sociales». 

Con un montaje que va saltando por las etapas vitales y los recuerdos de esta mujer imprescindible en la historia francesa –la colocación de la primera piedra de un hospital nos devuelve al tiempo de sus trabajos en obras del campo de concentración, un reportaje para Paris-Match se efectúa en el mismo lugar de la «marcha de la muerte» a la salida del campo  de exterminio de Auswitch- y pese a todo «Simone, la mujer del siglo[1]» es una película necesaria para conservar la memoria.

  1. «Simone, la mujer del siglo» se estrena en Madrid el viernes 9 de diciembre de 2022
Periodista, libertaria, atea y sentimental. Llevo más de medio siglo trabajando en prensa escrita, RNE y TVE; ahora en publicaciones digitales. He sido redactora, corresponsal, enviada especial, guionista, presentadora y hasta ahora, la única mujer que había dirigido un diario de ámbito nacional (Liberación). En lo que se está dando en llamar “los otros protagonistas de la transición” (que se materializará en un congreso en febrero de 2017), es un honor haber participado en el equipo de la revista B.I.C.I.C.L.E.T.A (Boletín informativo del colectivo internacionalista de comunicaciones libertarias y ecologistas de trabajadores anarcosindicalistas). Cenetista, Socia fundadora de la Unió de Periodistes del País Valencià, que presidí hasta 1984, y Socia Honoraria de Reporteros sin Fronteras.

Deja un comentario