El Parlamento Europeo confirmó el martes 18 de mayo 2021 la aprobación del Cuerpo Europeo de Solidaridad, para apoyar las actividades de voluntariado de los jóvenes dentro y fuera de la Unión Europeo, que pone énfasis en la formación y la adquisición de competencias, incrementar la participación de colectivos desfavorecidos, y concreta que los proyectos deben impulsar cambios positivos en las comunidades locales, además de aumentar el límite de edad de los voluntarios en proyectos humanitarios.

Con el refuerzo de su presupuesto para 2021-2027, que se elevará a más de mil millones de euros, el programa podrá mejorar las condiciones que ofrece a los participantes -póliza de seguro y garantías de seguridad y salud-. También prevé más requisitos para las organizaciones receptoras de los voluntarios para asegurarles una experiencia útil.

El programa también hace una apuesta clara por la inclusión: la Comisión y los Estados miembros tendrán que elaborar planes para incrementar la participación de jóvenes desfavorecidos que no hayan podido hacerlo antes. Un cambio significativo es que los jóvenes, especialmente aquellos con menos oportunidades, podrán elegir proyectos de voluntariado en su propio país y habrá ayudas y apoyo adicional, como formación en idiomas y cobertura del seguro, para atender las necesidades específicas de los jóvenes desfavorecidos.

Énfasis en el aprendizaje

El proceso de autorización de los proyectos que opten a financiación europea será más riguroso para garantizar que las actividades de voluntariado conllevan aprendizaje y adquisición de habilidades y competencias. También deberán ofrecer garantías en términos de salud y seguridad, así como respetar el principio de «no ocasionar daño», en línea con el Pacto Verde.

Los programas tendrán además incentivos para alinearse con los objetivos de la UE en cuanto al clima, por ejemplo, mediante la elección de modos de transportes no contaminantes.

Contribución a las comunidades

En la negociación con el Consejo, los eurodiputados insistieron en que los programas deben demostrar que contribuyen a cambios sociales positivos en las comunidades locales. El trabajo con niños y personas con discapacidad requerirá una autorización especial adicional.

Dada la necesidad de contar con expertos cualificados, la parte del programa centrada en proyectos humanitarios (que representa el seis por ciento de los fondos) podrá aceptar participantes de hasta 35 años de edad, y sin límite de edad en el caso de los expertos y formadores.

Para asegurar una transición ordenada de un programa presupuestario al siguiente, el Reglamento del Cuerpo Europeo de Solidaridad se aplicará de manera retroactiva desde el 1 de enero de 2021.

El Cuerpo de Solidaridad contará por primera vez en este marco financiero con presupuesto propio. Hasta ahora sus actividades estaban financiadas desde la sección Juventud de Erasmus+ y el capítulo de voluntarios de EU Aid. Cualquiera entre dieciocho y treinta años puede solicitar convertirse en voluntario entre dos y doce meses en un país de la UE, así como en Islandia, Macedonia del Norte, Turquía y Liechtenstein. También pueden participar jóvenes de los países de la vecindad. Reino Unido decidió no participar en ningún programa europeo de intercambio, incluido el Cuerpo Europeo de Solidaridad.

Los voluntarios no reciben un salario, pero sí ayuda para pagar los costes de viaje, además del alojamiento, las comidas, el seguro médico y una pequeña cantidad para gastos.

Contexto en España

España es el segundo país de la UE que más voluntarios y participantes de los distintos proyectos recibió en 2019: un total de 1182 jóvenes, entre los que destacan italianos y franceses, completaron un voluntariado de este tipo en España, según el último informe de la Comisión Europea publicado en diciembre de 2020.

Además, ha sido el séptimo país con mayor número de voluntarios enviados (1653 participantes) y el cuarto líder en proyectos solidarios. Más de veinte mil personas de España están registradas en la plataforma del Cuerpo Europeo de Solidaridad. 

Los editores de Aquí Madrid valoran las informaciones y artículos recibidos en la redacción con criterios profesionales y tienen la obligación de cumplir con la política editorial del periódico sobre buenas prácticas profesionales.

Deja un comentario