La Asociación Profesional de Suboficiales de las Fuerzas Armadas (Asfaspro) anunció este lunes 23 de noviembre de 2020, que ha presentado una demanda ante el Tribunal Europeo de Derechos Humanos, con sede en Estrasburgo (Francia), contra la orden del Ministerio de Defensa por la que se regulan la jornada y el régimen horario habitual en el lugar de destino de los miembros del Ejército.

La Asociación apunta que esta orden ministerial «no regula correctamente el trabajo nocturno, los servicios de localización y, además, limita a diez días el descanso adicional que compensa las actividades obligatorias que generan el exceso de jornada laboral», informa Servimedia.

Añade que «esta deficiente regulación incide directamente en el derecho a la protección de la salud y a la conciliación de la vida personal con la laboral del militar, siendo contraria a lo dispuesto en el Convenio Europeo de Derechos Humanos y en el Directiva 2003/88/CE sobre la ordenación del tiempo de trabajo».

Recuerda que la Audiencia Nacional desestimó en el año 2018 interpuesto por la propia Asfaspro, lo que tras la inadmisión de los recursos de casación en el Tribunal Supremo y de amparo ante el Tribunal Constitucional, ha llevado a recurrir ante los tribunales europeos.

La asociación explica que las actividades que desempeñan los militares son «múltiples» y abarcan la instrucción, las guardias y servicios, las maniobras, navegaciones y operaciones, lo que le sirvió para deplorar que «continúan sin compensarse, ni retributivamente ni en tiempo de descanso, los centenares de horas que el militar realiza superando la jornada anual establecida para el resto de empleados públicos».

Los editores de Aquí Madrid valoran las informaciones y artículos recibidos en la redacción con criterios profesionales y tienen la obligación de cumplir con la política editorial del periódico sobre buenas prácticas profesionales.

Deja un comentario