La Federación de Enseñanza de CCOO informa este 28 de enero 2022 que los colegios madrileños, que en olas anteriores funcionaron como dique de contención de la pandemia, se han convertido ahora en el principal foco de propagación del coronavirus en la región.

La secretaria general de la Federación de Enseñanza de CCOO Madrid, Isabel Galvín, ha expresado la preocupación que le transmiten desde los centros educativos porque desde el inicio de las clases tras las fiestas navideñas la situación ha ido empeorando cada día.

Entre las causas, CCOO apunta a la lentitud en la sustitución del profesorado y personal educativo y la falta de rigor de los protocolos, así como la falta de ventilación mecánica en las aulas. De hecho, la única medida de protección es abrir las ventanas. 

«El profesorado y el personal educativo no se están sustituyendo con agilidad. La falta de profesionales ronda el ocho por ciento, cifra que permanece estable y no disminuye porque cuando vuelve un profesional de su confinamiento otro lo inicia por dar positivo o tener una circunstancia en la familia que le obligan a ello», explica Galvín. 

«Incluso hay perfiles profesionales que no están siendo sustituidos», añade: «son aquellos que trabajan junto al profesorado para que los centros funcionen, pero que la Consejería de Educación no los considera esenciales y o bien no los sustituye o los trámites se dilatan hasta al punto de que hay casos en los que están esperando la sustitución desde noviembre».

Esta circunstancia reviste especial gravedad en centros en los que se atiende a alumnado con especial necesidad, en los centros de educación infantil, o en figuras concretas que están apoyando al alumnado escolarizado en aulas del Trastorno del Espectro Autista o en las Escuelas Infantiles. 

CCOO denuncia también la falta de rigor de los protocolos: «cuando los centros y las familias consiguen que les cojan el teléfono, Salud Pública les aplica criterios muy dispares. No podemos encontrar centros que con un número mayor a cinco contagios no los consideran brotes y no confinan el aula, otros que sí, y otros que tienen que esperar a tener ocho, diez y hasta quince casos de contagio para poder confinar el aula».

Ratios profesor alumnos

La Federación de Enseñanza asegura que la solución a este problema hubiera sido «fácil y sencilla»: haber mantenido la bajada de ratios que funcionó perfectamente el curso pasado así como, en el tema de las plantillas, nombrar dos profesores más por centro, que es la media de los que están faltando desde el primer día de la vuelta de las vacaciones, así como ampliar las jornadas del profesorado y personal educativo que ahora tienen media jornada, un tercio o dos tercios de jornada para que puedan hacer apoyo y sustituciones.

En la misma línea, para las sustituciones de los distintos perfiles profesionales del personal educativo debería contarse con una lista específica para sustituciones inmediatas. 

«La sensación en los centros educativos es de abandono por parte de la Consejería de Educación, del Gobierno de Ayuso», resume Galvín: «han abandonado la educación a su suerte porque no está entre sus prioridades que Madrid cuente con un sistema educativo con los recursos humanos y materiales necesarios para responder a las necesidades de todo el alumnado. Esto no garantiza el derecho a la educación de todos y de todas e impulsa la dinámica del sálvese quien pueda», concluye.

Los editores de Aquí Madrid valoran las informaciones y artículos recibidos en la redacción con criterios profesionales y tienen la obligación de cumplir con la política editorial del periódico sobre buenas prácticas profesionales.

Deja un comentario