La Fisioterapia es una profesión femenina, básicamente. De las 11 476 personas que forman parte del Colegio Profesional de Fisioterapeutas de la Comunidad de Madrid (CPFCM), 6955 son mujeres, lo que supone el 60,6 por ciento del total.

Profundizando más entre las colegiadas, el 43,18 por ciento de ellas tiene menos de 35 años (3003 mujeres); el 40,73 por ciento tiene entre 35 y 44 años (2833); el 11,88 por ciento, entre 45 y 54 años (826); y el 4,21 por ciento, más de 55 años (293).

Sin embargo, esa mayor presencia femenina no se traduce en igualdad de trato o de oportunidades en la profesión. «Por desgracia, ser mujer sigue siendo un obstáculo ante algunos puestos de trabajo. Si eres madre o si tienes intención de serlo, la conciliación se sigue viendo como algo negativo. Incluso, hay quien piensa que no vas a poder desempeñar tu trabajo de forma correcta por falta de fuerza», señala Aurora Araújo, decana del CPFCM, señalando algunos retos pendientes.

Igualdad en el Colegio de Fisioterapeutas madrileño

En el caso de la actual Junta de Gobierno del Colegio, compuesta por diez miembros, cuatro de esas personas son mujeres. Una de los tres suplentes es mujer. Además, la decana, la secretaria general, Montserrat Ruíz-Olivares; y la tesorera, Olga Cures, son mujeres. «En nuestro caso sí reflejamos la realidad de la profesión, mayoritariamente femenina. Por eso no es de extrañar que varios cargos directivos estén ocupados por mujeres», añade Aurora Araújo.

La primera decana del Colegio fue una mujer, Ana Zarza; también lo fue la primera colegiada, y lo es la persona que más tiempo lleva trabajando en la Institución, la gerente del CPFCM. Más del 40 por ciento de las personas que integran las comisiones de trabajo del CPFCM son mujeres también.

«Pero es necesario aumentar la representación femenina, sobre todo, en el ámbito de la toma de decisiones, de la gestión, una mayor presencia entre las personas que lideran instituciones, departamentos, centros médicos o de investigación, clínicas, etc.».

Abundando en este asunto, el CPFCM está elaborando un Plan de Igualdad, iniciativa que responde a un compromiso de la Institución por dotarse de una serie de medidas que fomenten las mismas oportunidades de acceso, promoción, formación y condiciones laborales, a la vez que eliminar la discriminación por razón de sexo, discapacidad u otra circunstancia.

Ya se estaban aplicando la mayoría de estas medidas y el Plan viene a consolidarlas de manera estructurada. Por ejemplo, en el caso de la brecha salarial, la actual Junta de Gobierno hizo un ajuste para igualar salarios en el mismo puesto. 

Entre los objetivos de este Plan, están «evaluarnos, medirnos, reflexionar y hacer reflexionar sobre la situación actual de la profesión», explica la secretaria general del CPFCM.

El Colegio, como agente de transformación social, también ha creado el Observatorio de Acoso y Hostigamiento, ayudando a crear entornos abiertos y seguros, en los que todas las personas se sientan valoradas y respetadas, sin miedo a problemas de discriminación. El Observatorio ha impulsado distintas acciones y publicaciones para visibilizar este problema social, identificar síntomas y erradicar estas conductas, acompañando y asesorando a las personas colegiadas, mujeres y hombres, que puedan verse afectadas.

Los editores de Aquí Madrid valoran las informaciones y artículos recibidos en la redacción con criterios profesionales y tienen la obligación de cumplir con la política editorial del periódico sobre buenas prácticas profesionales.

Deja un comentario