La coordinadora y portavoz de ComunidadLeonesa.ES (Coordinadora de Organizaciones, Asociaciones y Colectivos) Alicia Valmaseda Merino ha dirigido una carta abierta a la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, para indicarle que tuvo una intervención en el Congreso del Partido Popular en la ciudad de León, celebrado este fin de semana, «plagada de errores históricos y desprecios a la verdad»

Junto a la carta se le ha remitido a Díaz Ayuso un mapa y algunas de las plantillas escolares que utilizaban los estudiantes de secundaria en España antes de que se estableciera el nuevo esquema de Comunida de Autónomas.

Señora Díaz Ayuso:

Ha intervenido usted en el Congreso del PP celebrado durante este fin de semana en el Palacio de Exposiciones de León y, no contenta con llamar «paletos», en febrero del año pasado, a los políticos leoneses que defienden la, según usted, inventada identidad de la Región Leonesa, ahora, durante el mencionado Congreso, ha incluido al Reino de León dentro de Castilla al hablar de la Cuna del Parlamentarismo, algo que no ha dejado indiferentes a los leoneses y a muchos historiadores.

Resumiendo muchísimo la historia, creemos que, antes de hablar, debiera tener claras unas cuantas fechas. El Reino de León surge, con ese nombre, en diciembre de 910 como continuación del Reino de Oviedo que, bajo dicho nombre y como continuación del anterior Reino de los astures, tenía ya casi doscientos años de existencia. Durante todo ese tiempo y hasta diciembre de 1065, Castilla fue un simple condado dependiente que, en ese momento, ascendió a la categoría de reino para desaparecer de nuevo en la documentación a partir de enero de 1072 no reapareciendo hasta que Alfonso VII de León «El Emperador» en 1157, en su testamento, se lo deja en herencia a su hijo Sancho. Entre esa fecha y diciembre de 1230, León y Castilla son reinos diferentes y con diferentes reyes por lo que tanto en 1188 cuando se reúnen las primeras Cortes Parlamentarias en San Isidoro de León como en 1202 cuando se reúnen las segundas Cortes Parlamentarias en Santa María del Azogue de Benavente, Castilla nada tiene que ver con la Cuna del Parlamentarismo.

Desde ComunidadLeonesa.ES queremos recordarle, como presidenta de la Comunidad de Madrid que, pese a lo que insistentemente se empeñan en repetir, desde el gobierno de Castilla y León, sus compañeros de partido, el Reino de León no desapareció en 1230 porque, de otro modo, sólo aparecería un castillo en la heráldica posterior a 1230 y no tendría sentido que apareciese un león en el segundo cuartel del escudo de España.

Asimismo, debería saber que en 1978, año de su propio nacimiento, la Región Leonesa ya estaba formada por León, Zamora y Salamanca y se encontraba recogida en todos los mapas escolares de la época y dicha región, denominaba «Reino de León», era independiente de las regiones de Castilla la Nueva, y de Castilla la Vieja. Las regiones se encuentran recogidas en el Decreto-Ley de 30 de noviembre de 1833, («Ley de Javier de Burgos»).

La Constitución Española de 1978 a su vez, en su artículo dos recoge el derecho a la autonomía de las regiones existentes al momento de su promulgación. Debe notarse que en dichos mapas la que no aparece como Región es la Comunidad de Madrid, incluida en la de Castilla la Nueva. El propio preámbulo del Estatuto de Autonomía de Castilla y León, aprobado por su propio partido, recoge que la autonomía surge de «la moderna unión de los territorios históricos que componían y dieron nombre a las antiguas coronas de León y Castilla», por lo que ni siquiera del propio estatuto se puede extraer la idea de que León estuviera incluido en Castilla.

Tal vez, sea usted víctima de un sistema educativo que para justificar un nuevo modelo político y su nueva identidad «castellano-leonesa» ha tratado de esconder tanto la historia como la región del Reino de León, por ello le adjuntamos un mapa de los que se podían encontrar en todas las aulas y textos escolares de la época con las regiones existentes, así como una plantilla escolar, a fin de que con ella pueda practicar las tres provincias leonesas y su región y observe que Madrid no era ninguna región.

Tratándose Castilla y León de la única comunidad autónoma de España que contiene la conjunción «y» en su denominación, creemos también conveniente que repase la lección de las conjunciones copulativas que, según textos escolares, son «las que enlazan palabras u oraciones sin establecer entre ellas relación especial”». Estamos seguros de que, con este repaso, en el futuro no volverá a incluir al Reino de León en Castilla ni a hablar de la Región Leonesa como una nueva identidad inventada.

Le animamos a que, como insaciable luchadora contra el problema de las nuevas identidades, lo resuelva en la «Comunidad de Madrid» que tan habitualmente aparece referida con el término «regional», y pase a denominarla como «provincia castellana» y deje de hablar del Reino de León y de la identidad de la Región Leonesa pues supone su propio ridículo público.

Los editores de Aquí Madrid valoran las informaciones y artículos recibidos en la redacción con criterios profesionales y tienen la obligación de cumplir con la política editorial del periódico sobre buenas prácticas profesionales.

Deja un comentario