El madrileño Ayuntamiento de Getafe se ha puesto a disposición de la Fiscalía de la zona Getafe-Leganés, pues esta investiga la posibilidad de que se hayan cometido delitos penales en la gestión de las residencias públicas y privadas de la localidad durante la crisis de COVID-19.

La alcaldesa, Sara Hernández, ha señalado que «hay importancia en dar una respuesta a las familias» y que debe haber «transparencia» con el fin de saber cómo se ha llevado a cabo la gestión y, por ello, determinar las posibles responsabilidades penales que conllevan.

Por otro lado, la alcaldía destaca la oportunidad de «cooperar institucionalmente», por lo que la casa consistorial ofrecerá toda la documentación de la que disponga, especialmente de aquellos centros en los que han colaborado Protección Civil y la policía local.

Posible defensa de las instituciones de Getafe

Además, el ayuntamiento ha solicitado información sobre la investigación de siete posibles casos de delito, a través de la Fiscalía del Área Getafe-Leganés, para averiguar si alguno de ellos pertenecen a la localidad de Getafe y así estudiar acciones legales en defensa de las instituciones implicadas.

La alcaldesa también ha agradecido el servicio de la fiscalía «en estas circunstancias tan complejas» y ha trasladado una felicitación a los profesionales que las conforman.

Intento aprender siempre de lo que leo, veo y escucho. Prestar atención a los problemas de las personas y contarlo de la mejor forma posible es mi objetivo como profesional. Mi otra pasión es el cine.

Deja un comentario