El anuncio de las fechas de matriculación hecho el domingo 13 de diciembre 2020 por la presidenta Isabel Díaz Ayuso, sitúa ante un problema a las familias con hijos escolarizados en el Instituto de Educación Secundaria (IES) Ana Frank de Aravaca (Madrid), el cual lleva dos años funcionando en aulas provisionales cedidas del colegio público Rosa Luxemburgo, que no dispone de más espacio para los módulos necesarios del próximo curso. 

La aulas provisionales en el Rosa Luxemburgo fue la «solución» que encontró la Comunidad de Madrid para poner en marcha el IES de Aravaca antes de las elecciones, una demanda histórica del vecindario bloqueada durante décadas por la Administración regional.

La Asociación de Madres y Padres (Ampa) del Instituto señala que «en teoría, esta solución iba a durar solo un año, el tiempo que supuestamente iba a tardar en construirse el instituto, pero ya nos encontramos en el segundo año y todo sigue igual. Dado que los retrasos continúan acumulándose, las familias no saben dónde estudiarán sus hijos e hijas el año que viene. La solución que se ha adoptado estos años no puede alargarse un tercer curso más, ya que no hay más espacios disponibles en el CEIP Rosa Luxemburgo, pero por el momento la Comunidad de Madrid no ha aclarado cómo piensa resolver esta situación, a lo que hay que sumar el bloqueo del Ayuntamiento a las propuestas de las Ampa».

Para atajar este problema y tener una alternativa antes del periodo de matriculaciones, asociaciones del barrio presentaron el pasado jueves 10 de diciembre 2020 al pleno del distrito de Moncloa-Aravaca una propuesta para poder utilizar espacios municipales. En ella pedían que el Ayuntamiento cediera temporalmente a la Comunidad de Madrid los terrenos sin uso que tiene el polideportivo Alfredo Goyeneche para que se pudieran instalar ahí, lo antes posible, aularios prefabricados. Una solución que no es del agrado de las familias, pero que permitiría que sus hijos continuaran estudiando en el barrio en unas condiciones dignas mientras se construye el instituto. Sin embargo, el equipo de Gobierno municipal rechazó esta iniciativa, sin proponer ni presentar ninguna otra alternativa, aunque afirmando verbalmente que están con las familias.

Las asociaciones que componen la Plataforma Instituto en Aravaca ¡Ya! consideran indignante esta posición y lamentan que la Junta del Distrito sí ofreciera este verano el polideportivo municipal a la Comunidad de Madrid para que pudiera recortar del proyecto del centro el gimnasio escolar. Este ofrecimiento permitió a la Consejería de Educación sacar en julio una nueva licitación, paralizando la que había publicado antes de las elecciones, y eliminando de ella el requisito de pabellón deportivo que exige el artículo 3 del Real Decreto 132/2010, de 12 de febrero, por el que se establecen los requisitos mínimos de los centros que impartan las enseñanzas del segundo ciclo de la educación infantil, la educación primaria y la educación secundaria.

Recientemente fuentes de la Consejería han reconocido que el único motivo era ahorrase un millón 134 mil euros que distan entre un contrato y otro.

Ante la posición obstaculizadora del Distrito y la Comunidad, la plataforma ha anunciado que intensificará sus protestas, y el viernes 11, un día después del pleno, decenas de madres, padres y vecinos acudieron al encendido oficial de luces de navidad de Aravaca a protestar por la falta de soluciones. La concejala del distrito, Loreto Sordo, encendió las luces todavía de día y abandonó prematuramente el acto sin dar ninguna explicación a las personas congregadas.

Las familias esperan una rectificación de la Junta y que se pueda generar una alternativa antes del proceso de matriculaciones. Recuerdan que libertad de elección es también que haya opción a cursar educación secundaria en el barrio.

La Plataforma Instituto en Aravaca ¡Ya! está conformada por los siguientes colectivos: Ampa IES Ana Frank, Ampa CEIP Rosa Luxemburgo, Asociación Vecinal Osa Mayor de Aravaca, Asociación Cultural y Deportiva Rosa Luxemburgo de Aravaca (Acrola) y madres y padres del CEIP Aravaca.

Los editores de Aquí Madrid valoran las informaciones y artículos recibidos en la redacción con criterios profesionales y tienen la obligación de cumplir con la política editorial del periódico sobre buenas prácticas profesionales.

Deja un comentario