Es común escuchar que personas a allegadas a nosotros se están separando o están pasando por un muy mal momento dentro de su relación; pero cuando nos toca vivir esa realidad, estando aún enamorados, muchas veces no encontramos quien nos oriente y nos guíe en el cómo rescatar nuestra relación. 

Por eso, hemos dedicado este espacio para describirles diez cosas que hacer para revivir una relación, teniendo presente que aún existe amor entre los dos y están dispuestos a darse una nueva oportunidad, aún hay esperanza de recomenzar.

1. Perdonar

Esta es una regla de oro después de haber pasado momentos difíciles en una relación, que consiste no solo en perdonar al otro, sino también perdonarnos a nosotros mismos. A veces nos sentimos tan culpables después de un proceso difícil que perdemos la fe en nuestra capacidad de recomenzar.

Pero ¿Qué perdonar? Las ofensas, las ausencias, los maltratos, las infidelidades, la dureza, las mentiras, el enojo, el desprecio y hasta el silencio; Todo lo que nos haya hecho daño de alguna manera y que revivimos una y otra vez en nuestra mente.

El perdonar es un proceso lento y hace falta que la otra persona ponga de su parte, con el fin de dejar el pasado atrás; ya que para perdonar hay que pasar la página y juntos construir un nuevo capítulo en su historia.

2. Aceptar

Nadie tiene la receta en sus manos para vivir feliz en pareja, por lo tanto, todos estamos propensos a tener momentos difíciles en nuestras relaciones personales.

Debemos aprender a aceptar el proceso vivido como una experiencia de vida, con el fin de extraer lo mejor de ella; analiza tus errores, lo que debiste hacer para evitar una situación así y lo hiciste para llegar a este punto.

No podemos quedarnos en el pasado, la intensión es sacar provecho a lo vivido y reforzar nuestras defensas para evitar que vuelva a ocurrir. Aceptar y avanzar, aceptar y madurar, aceptar y estar mejor preparados en un futuro.

3. Reconocer

Cuando una relación fracasa no es culpa del otro, ten presente que son una «Pareja», se supone que, si uno ve al otro desviar su camino o estar en peligro, el otro estará allí para advertirle de lo que puede encontrarse más adelante. 

Pero lo cierto, es que acostumbramos a callar las cosas que nos incomodan, vamos dejando pasar no una, ni dos, ni tres, tantas veces que perdemos la cuenta y llega el momento en que todo explota y ya es tarde.

Por eso, debes reconocer tu cuota de culpa y hacérselo saber; a veces las cargas compartidas son más llevaderas si hay reconocimiento de culpas en ambos lados. Un dedo señalando solo para un lado crea mucha inconformidad y hace al otro sentir incomprendido al ser señalado como el único culpable del deterioro de la relación.

4. Cambiar la rutina

Es hora de reiniciar la relación y todo no puede quedar igual, porque se corre el riesgo de caer en los mismos vicios o errores que los llevaron a decaer, es hora de hacer algunos cambios en su rutina que entrar a su vida nuevos aires de reconciliación.

Sorprende a tu pareja con una cena a la luz de las velas, compra una botella de vino y espérala con dos copas y música para variar, regálale una rosa, invítalo a caminar el fin de semana, vayan a la playa, celebren su mes de aniversario de reconciliación, dale un masaje erótico en la intimidad, ver vídeos porno gratis juntos entre otras muchas cosas.

Incluye en tu rutina actividades que antes no hacían, recuerda que pequeñas cosas hacen grandes diferencias.

5. Dialogar

Dialogar es un factor elemental en toda relación; una pareja que no conversa se refugia en otras alternativas o personas para llenar la necesidad de comunicarse y ser escuchado. A veces nos concentramos tanto en el trabajo que lo llevamos a casa y hacemos a un lado lo que realmente es prioridad y una de esas cosas es nuestra relación de pareja.

Siempre habrá un tema de qué conversar, lo vivido en el trabajo, vivencias de las familias, hechos ocurridos dentro del entorno, la noticia del día, los planes en común, la película que acaban de ver y muchos otros temas más.

Dialogar es escucharse, contar lo que sienten, sus preocupaciones, sus alegrías, sus miedos, lo que les gusta, lo que les desagrada, en fin, dialogar es conocerse, entenderse y respetarse.

6. Crear momentos

Si piensas que no tienen nada que celebrar pues te equivocas, los momentos de celebración son creados por personas como tú y yo, por eso si se trata de crear momentos especiales no tendrás ningún inconveniente en ello.

Cuando hablamos de crear momentos, nos referimos a hacer de cada instante al lado de tu pareja un momento ideal, no hacen falta fiestas ni invitados para hacer de sus vidas un viaje maravilloso, solo brinda tu mejor sonrisa, trátala con cariño, crea momentos divertidos, cenen en el jardín a la luz de las estrellas…salgan de su zona de confort y sean uno para el otro.

Recuerda que la vida pasa y los momentos quedan, por eso será mejor que aprendas a disfrutarla y llevar de la mano a tu pareja para que puedan compartir su felicidad.

7. Originalidad

Basta de máscaras, de ser lo que él o ella quieren que seas, para poder ser feliz hay que convivir con una persona que nos acepte como somos, es hora de sincerarse y vivir en una verdadera relación en pareja donde cada quien pueda brillar con luz propia y disfrutar con el logro del otro.

Muchos hablan de desnudarse ente el otro, sin nada que esconder, ya que no se puede vivir siendo alguien que no somos; si no podemos ser nosotros mismos en una relación será difícil encontrar la felicidad.

8. Sinceridad

Después de momentos difíciles las mentiras están demás y llevarían a una ruptura definitiva. Se perdona una vez y se siembra el terreno para que vuelva a dar frutos, por eso la sinceridad es vital y necesaria en este proceso. 

Algunos especialistas realizan terapias de pareja donde cada una abre su corazón y hacen una especie de confesión, para que todo quede dicho y puedan avanzar sin temores. Sincerarse con la pareja es un hecho liberador que los hará confiar más en el otro y reforzar los lazos que los unen.

9. Constancia

Recomenzar una relación después de un momento de problemas y dificultades no es fácil, por eso el que dé el primer paso para reiniciar la relación deberá ser paciente y constante. 

Recuperar la normalidad llevará su tiempo, pero mientras no debes desistir, se constante y demuestra que estás dispuesto (a) a dar el todo por el todo por esta relación.

10. Tiempo y espacio

El tiempo y el espacio son dos factores determinantes y necesarios para sanar heridas; el tiempo, ayuda a comprender mejor nuestros actos, a autoevaluarnos y buscar las alternativas a nuestra relación; mientras que el espacio es necesario, alejarse para pensar, calmar la marea y poder recomenzar.

Si te piden o necesitas espacio para analizar el proceso vivido debe respetarse, de nada servirá precipitar el reencuentro, anda preparando todo y aclarando tus ideas, para que el inicio sea lo más agradable posible.

Ingredientes para una relación duradera

Una relación en pareja duradera debe tener ciertos ingredientes, los cuales le van a permitir mantener una sana convivencia y ser feliz, entre estos ingredientes se encuentran los siguientes:

  • Amor.
  • Alegría.
  • Sinceridad.
  • Confianza.
  • Comunicación.
  • Respeto.
  • Comprensión.
  • Igualdad.
  • Amistad.
  • Colaboración.
  • Unión.

En fin, el ser humano nació para vivir en pareja, por eso esperamos que las Diez cosas que hacer para revivir una relación, te hayan sido de gran ayuda, puedas dejar atrás todas las dificultades y escribir una nueva historia con final feliz al lado de tu media naranja.

Los editores de Aquí Madrid valoran las informaciones y artículos recibidos en la redacción con criterios profesionales y tienen la obligación de cumplir con la política editorial del periódico sobre buenas prácticas profesionales.

Deja un comentario