La Federación de Industria, Construcción y Agro de UGT Madrid ha recopilado las irregularidades detectadas en la construcción del Hospital público de Emergencias Enfermera Isabel Zendal en Madrid, donde se está incumpliendo el calendario laboral del sector y no se respetan los días de descanso trabajándose sábados, domingos, festivos y días de ajuste de jornada.

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, visitó pasado 24 de octubre 2020 las obras de este Hospital, que según el gobierno regional se encuentra al 90 por ciento del total del volumen de la obra, y ensalzó a los 1350 trabajadores que se esfuerzan para que «todos los madrileños y todos los españoles puedan disfrutar de un nuevo hospital público junto a un aeropuerto, en una ubicación inmejorable».

Añadió que «esto es marca España y demuestra cómo nuestros ingenieros y arquitectos son los mejores».

Días después, el 31 de octubre, el consejero de Sanidad, Enrique Ruiz Escudero, dio por «entregada» la obra ya que solo quedaba la fase de «adaptarlo y ponerlo en marcha».

La entrega no es sino un mero trámite administrativo en el que la Administración Pública, en este caso la Comunidad de Madrid, da fe de que la obra se ha entregado en tiempo y forma. Sin embargo, unas fotografías publicadas en exclusiva por elPlural.com revelan que faltaba algo más que un par de remates su conclusión.

La UGT sostiene ahora que se trabaja con horarios interminables hasta altas horas de la noche, y se observan deficiencias en materia de prevención de riesgos laborales que implican riesgos para la seguridad y salud de los trabajadores:

  1. Vaciados y zanjas sin balizar.
  2. Zanjas sin medio auxiliar para su acceso.
  3. Cargas suspendidas por encima de los trabajadores.
  4. Se hacen trabajos en la misma zona sin que exista una coordinación de estas actividades por lo que las interferencias generan situaciones de peligro.
  5. El cerramiento de la obra está desmantelado por lo que no está correctamente delimitada el área de la ocupación para impedir el acceso a personas y vehículos ajenos a la obra.
  6. No existe un circuito señalizado para la circulación de vehículos y de trabajadores, para evitar en lo posible que los trabajadores invadan la zona de circulación. Evitando de esta forma los posibles atropellos.
  7. Las operaciones de carga y descarga de material así como el acopio de los mismos se hace en la vía pública sin estar cerrada al tráfico de personas ajenas a la obra. Con alto riesgo de atropello.
  8. Los trabajadores hacen sus comidas en la vía pública.
  9. Se observan trabajadores sin mascarillas para evitar los riesgos de contagio ante el SARS-CoV-2. Se aprecia en la obra personal sin casco de protección en lugares donde existe riesgo de caídas de objetos y golpes contra objeto.
  10. Se observan trabajadores sin uso del chaleco reflectante.

Irregularidades que se han puesto, mediante escrito de denuncia, en conocimiento de la Inspección de Trabajo.

Los editores de Aquí Madrid valoran las informaciones y artículos recibidos en la redacción con criterios profesionales y tienen la obligación de cumplir con la política editorial del periódico sobre buenas prácticas profesionales.

Deja un comentario