La Confederación General del Trabajo (CGT) propuso este 16 de marzo de 2020 al resto de secciones sindicales de CC.OO., UGT, FASFA, USO y SO, paralizar la actividad en los centros de trabajo de la Comunidad de Madrid de la empresa de telemarketing Konecta BTO, al amparo del artículo 21.3 de la Ley de Prevención de Riesgos Laborales.

Tras una videoconferencia con la dirección de la empresa, y al no tomarse las medidas imprescindibles que evitaran riesgos a la salud de la plantilla, la mayoría absoluta del Comité de Empresa y las secciones sindicales de CGT, USO y SO, junto con la totalidad de los delegados de Prevención de Riesgos Laborales, decidieron paralizar los trabajos.

Puesto que es necesario darle veinticuatro horas a la Autoridad Laboral para ratificar o anular esta decisión, la paralización de la actividad entrará en vigor a las 00:00 del 18 de marzo de 2020.

CGT informa de que Konecta, durante los últimos días, ha seguido desempeñando toda su actividad, aun cuando se le había pedido que limitara sus trabajos a los servicios esenciales que pudiera prestar. La empresa ha seguido compartiendo los cascos, no ha facilitado productos de limpieza, y ha entregado información incompleta sobre los afectados al Comité de Empresa, sin facilitar, además, ningún dato a su plantilla.

Esta empresa de telemarketing, la más grande del estado español, se ha negado, incluso, a tratar esta situación en los términos recogidos en la normativa sobre salud laboral como un riesgo grave o inminente. Todo se agravó el lunes 16 de marzo, cuando los sindicatos comprobaron que las promesas de la empresa el día anterior eran incumplidas y cómo las personas trabajaban a menor distancia que la recomendada por el Ministerio de Sanidad. Se han seguido produciendo aglomeraciones que han expuesto a los trabajadores y trabajadoras a más contagios masivos.

La CGT indica que Konecta ha debido entender que eran más importantes los beneficios que la salud de su plantilla. En Madrid, lugar donde esta pandemia está más extendida, hay casos diagnosticados de coronavirus en sus principales centros de trabajo, y en prácticamente todos existen personas en cuarentena, a pesar de que Konecta no está facilitando la información completa.

CGT rechaza la reacción de la empresa, que, en vez de buscar una solución, amenazó mediante un escrito al Comité de Empresa durante la madrugada indicando: «Simplemente, como pequeño detalle para que lo tengáis en cuenta. El cierre de la plataforma de Industria significa que no podemos pagar la nómina a los quince mil empleados que tenemos en España, al igual que dejaréis sin servicio a los miles de usuarios de la campaña Covid-19 que llaman para tener información acerca de lo que tienen que hacer en caso de tener los síntomas del coronavirus».

Obvia esta empresa que tiene los medios suficientes para que la campaña del Covid-19, adjudicada de urgencia por el Gobierno de la Comunidad de Madrid a esta empresa de telemarketing, se puede gestionar mediante teletrabajo, y no exponiendo a estas personas a un riesgo absolutamente injustificado: «No se pueden consentir estas actitudes, la vida de las trabajadoras y trabajadores de este sector y de sus familias vale mucho más que los beneficios del Grupo Konecta».

Los editores de Aquí Madrid valoran las informaciones y artículos recibidos en la redacción con criterios profesionales y tienen la obligación de cumplir con la política editorial del periódico sobre buenas prácticas profesionales.

Deja un comentario